Paisaje

Fotografías de paisaje

Salinas de Añana

Hoy he vuelto a un lugar que conocía hace pocos años: Salinas de Añana, un sorprendente lugar en tierras alavesas.

La atenta guía nos ha explicado todas las curiosidades del lugar y esta vez si he prestado atención, tengo que reconocer que la primera vez que fui me dediqué más a hacer fotos y me perdí casi todas las explicaciones… así somos los fotógrafos 😉

Violines en la playa

La afluencia de turismo a la costa vasca nos deja estampas de los más curioso.
Hoy he estado comiendo en la cantina de la playa de Itzurun, y en intervalos de pocos minutos, he podido ver además de los surfistas y bañistas habituales… a una chica en topless paseando a su perro junto a una monja que con su hábito correteaba por la playa, hasta a unas chicas violinistas tocando su música junto a las rocas milenarias del flysch, ¡bonita estampa!

Primer premio en el concurso de verano de Baleike

Aunque no soy muy dada a enviar fotos a concursos, este verano he participado en el concurso de fotografía de Verano que organizaba la revista Baleike de Zumaia.
La verdad es que no esperaba ganar el primer premio, ni mucho menos, porque se presentaron más de 100 fotografías de diversos países y había muchas realmente buenas.
Por tanto, como siempre que no te lo esperas, la alegría de este premio fue aún mayor.
El premio es un viaje de fin de semana para dos personas, así que habrá que disfrutarlo y hacer más fotos allá donde vaya.
Esta es la foto ganadora, y este el enlace de la noticia en baleike:
https://baleike.eus/zumaia/1537456313993-soraya-lopezek-irabazi-du-udako-argazki-lehiaketa

Los pilones de Jerte

En el día de hoy he vuelto a un lugar donde estuve hace ya varios años: los pilones, en Jerte.
Se trata de un lugar precioso, donde el agua ha ido erosionando el granito del río y ha formado unas preciosas pozas de aguas cristalinas.
Tenía el recuerdo de un camino complicado, pero el paso de los años y el crecimiento del turismo ha hecho que ahora el camino sea mucho más sencillo y accesible, y por tanto también había más gente allí de la que yo hubiera deseado.
Madrugar siempre ayuda al fotógrafo y pude hacer alguna foto antes de que llegara la avalancha de veraneantes…

Árboles y estrellas

Este verano he tenido la suerte de poder compartir conocimientos fotográficos con un buen fotógrafo y mejor persona que reside en el lugar donde paso parte del verano. El conoce la zona mucho mejor que yo, y con gran generosidad ha compartido conmigo esos conocimientos.
A ambos nos gustan entre otras las fotos nocturnas, y como no son tantas las ocasiones en que se puede disfrutar de ellas, hemos ido hoy a intentar hacer alguna fotografía, a pesar de que la luna nos iba a poner difícil ver el centro galáctico.
A pesar de todo hemos disfrutado de unas horas aprendiendo juntos y disfrutando de nuestra afición, y estoy segura de que lo seguiremos haciendo cada vez que me acerque por esa zona.
Estas fotos van dedicadas a ti Angel, ¡¡gracias por todo!!